Estores infantiles, ¿por qué elegirlos?

23.12.19 / No hay comentarios

Los que me conocen bien saben que soy una prisas y que me gusta planificarlo todo con mucha antelación. Por eso ya ando pensando en la distribución y decoración de la habitación infantil perfecta para mi hijo.

estor-digital-a-medida-economico

¿Rojo o azul? ¿Estores infantiles o cortinas? La mayoría de parejas sueñan con decorar la habitación del bebé. Sin embargo, de bebés mis hijos dormían conmigo -como lo hace ahora la tercera- y no tuvieron habitación propia. En el cuarto que comparten ahora los mayores tampoco me esmeré demasiado. Lo decoré de la forma más neutra posible en las últimas semanas de mi segundo embarazo. Acabábamos de mudarnos y tenía otras prioridades antes de que llegase el bebé.

A día de hoy aún tengo pendiente "darle una vuelta" a ese cuarto que a medio plazo ocuparán las dos niñas. Sin embargo, lo que más ilusión me hace es el proyecto de la futura habitación del peque. ¿Por qué?

Porque como el típico mediano de manual, tengo la sensación de que en muchas ocasiones está "en tierra de nadie" y le cuesta mucho encontrar su sitio. Es un niño estupendo, con un corazón enorme y merece poder disfrutar de un espacio diseñado especialmente para él.

Por ahora solo tengo clara la distribución y que colocaré estores infantiles en el ventanal.

Estores infantiles vs cortinas

Siempre he tenido cortinas, persianas venecianas e incluso paneles japoneses, pero nunca he colocado un estor infantil. ¿Por qué he pensado en ellos?

Características de los estores infantiles

estores infantiles baratos

Los estores infantiles como los de fabricadestores.com son perfectos para las habitaciones infantiles y juveniles. Son divertidos, limpios visualmente, higiénicos y más seguros. Se adaptan a cualquier medida y decoración, ocupan poco espacio, acumulan menos polvo que las cortinas y es mucho menos probable que los niños se enreden en ellos. Pero además son un sistema muy práctico para regular la luminosidad.

Como muchos, hace años yo también pensaba que la única forma de que un estor dejase pasar la luz era dejándolo levantado. Por eso no terminaban de convencerme. Quizás ocurriese así con los primeros que empezaron a entrar tímidamente en nuestras casas, pero hoy en día ya no es así. Hoy podemos elegir entre multitud de tejidos que permiten que pase más o menos luz a la estancia aún cuando el estor está completamente desplegado.

Por otro lado, la mayoría de los estores infantiles comerciales se fabrican en materiales como el PVC, la fibra de vidrio o el poliéster, por lo que son duraderos y muy fáciles de limpiar. Basta con pasar la aspiradora o una bayeta húmeda para dejarlos como nuevos y libres de ácaros en apenas unos minutos.

¿Cómo elegir los estores infantiles perfectos?

estores para habitaciones infantiles y juveniles

Elegir el estor ideal depende de muchos factores, como el tamaño de la ventana, la inclinación y orientación de la misma o el uso que se le dará a la estancia.

Personalmente, mis estores infantiles preferidos para un dormitorio perfecto son enrollables con tejido tipo screen. Este tipo de estores son fácilmente lavables ya que suelen estar confeccionados con PVC, tamizan la luz y permiten ver el exterior sin que te vean desde fuera manteniendo la intimidad.

¿Cómo se instala un estor infantil?

Los estores infantiles se pueden instalar a la pared o al techo. A veces también pueden colocarse en la caja de la persiana.

Si no hay nada delante de la ventana puedes elegir entre hacer que llegue al suelo o que termine donde lo hace la ventana o comienza el radiador (si lo hay). Sin embargo, en estos casos yo siempre optaría por colocarlo hasta el suelo.

Por el contrario, si hay algún mueble o elemento delante de la ventana, lo suyo es hacer que el estor infantil quede justo encima. Podríamos decir que son la alternativa perfecta a las antiestéticas cortinas cortas.


Y tú, ¿amas u odias los estores infantiles? ¿Cuáles son tus preferidos? ¿Los colocarías en un dormitorio infantil?


Contenido patrocinado

También te puede interesar

No hay comentarios