El bebé de dos años

2.7.15 / 10 comentarios

Durante el primer año de tu vida escribí un post mensual contando tus avances mes a mes. Al llegar tu primer cumpleaños pensé que los avances serían menos evidentes por lo que, solo escribí uno más a los 18 meses. Este, en el que te voy a contar "cómo es mi bebé a los 2 años", será el último y con él daré por finalizada la serie de post que hablan de ti.

Desarrollo del bebé de dos años

El bebé de dos años


Cómo sabes, hace unos días fue tu cumpleaños. Yo tenía la impresión de que en el segundo año habías aprendido menos cosas que durante el primero, y quizás sea así, pero me he dado cuenta de que las que has aprendido son de más envergadura y te han llevado más tiempo hasta que las has podido "dominar", como caminar o hablar.

Contra todo pronóstico ahora que ya caminas te encanta pasear en la sillita de paseo y es tu lugar preferido para dormir la siesta cuando yo no estoy. Los portabebés han pasado a un segundo plano y apenas los hemos usado en contadas ocasiones.

Como te decía, ya caminas. Además, subes y bajas escaleras sin prácticamente ayuda y llevas tiempo intentando dar saltos aunque aún no terminas de despegar los pies del suelo. Ya tenías controlado el bajar de los sitios, pero, cuando ya pensaba que no te interesaba lo más mínimo, ahora te ha dado por trepar. No es que antes no pudieras hacerlo, es que, de repente, es tu pasatiempo favorito.

Después de cumplir 18 meses empezaste a perder peso sin razón aparente y nos preocupamos mucho. Poco a poco lo has ido recuperando junto con parte de tu apetito y, aunque seguimos de médicos, parece que todo está bajo control. Eso si, este episodio ha hecho que bajes notablemente de percentiles. Si poco a poco has ido bajando a los que te corresponden genéticamente o la causa ha sido otra la causa y volverás a alcanzarlos algún día nunca lo sabremos.

Seguimos con lactancia materna. Con el difícil comienzo de nuestra lactancia que tuvimos nunca pensé que llegásemos hasta aquí y menos después de la peor crisis de lactancia por la que hemos pasado: la "traca final", que me hizo plantearme seriamente el destete. Por suerte, conseguimos superarla juntas y ahora pasamos por un momento estupendo. Cuando estamos juntas apenas te acuerdas para dormir o si has agotado todas tus otras "armas" para llamar mi atención, pero si estás divirtiéndote o yo no estoy ni te acuerdas. Eso si, sigue siendo "mano de santo" para dormir.

Los cubiertos están ya más que controlados, igual que los vasos. Por eso hace ya un par de meses que te dejamos usar "los de mayores". Tu tan contenta y nosotros tan orgullosos ;). También te lavas las manos y los dientes tú sola y hemos empezado a usar la pasta dental. Imitas a los mayores y te encanta socializar. ¡Los bebés son tu pasión!

El sueño sigue igual aunque cada vez retrasas más la hora de la siesta. Aguantas sin dormir hasta que no puedes más momento en el que dejas lo que estés haciendo y me dices: "a dormir a la cama" cogiéndome de la mano. Sin embargo, por las mañanas eres una dormilona y lo primero que haces nada más abrir los ojos -después de llamarme en la oscuridad- es decir "mami, quiero dormir más".

Las rabietas parece que se han ido templando aunque, a veces, parece que estuvieras manteniendo un pulso. Yo no quiero que obedezcas sin más, pero no estaría de más que lo hicieras de vez en cuando o, al menos, te dignases en escuchar los consejos que te damos.

La operación pañal aún no ha comenzado como tal, pero seguramente empecemos en breve. Hace unos 6 meses pasamos a las braguitas-pañal porque no había forma de ponerte un pañal normal. Después empezaste a decir que "no quiero pañal" y "pañal no gusta" y -aunque me parecía pronto- aproveché para que tuvieras un primer contacto con el orinal. Ahora ya no hay manera de que te dejes poner ningún tipo de pañal. Tampoco me extraña, ¡con este calor! Me sigue pareciendo pronto para dejarlo del todo porque aunque el pañal amanece seco y el primer pipí hace tiempo que lo haces siempre en el orinal, el resto o avisas tarde o con el tiempo muy justito. Aún así, ante tu insistencia vamos a probar. Si logramos deshacernos del pañal genial, si no, tampoco hay prisa ;)

Si en diciembre ya hacías tus pinitos con el lenguaje, durante los últimos meses has avanzado a pasos agigantados. Conoces y utilizas correctamente muchísimas palabras, algunas que no tengo muy claro dónde has escuchado. Eres capaz de montar frases de 7-8 palabras y hasta conjugas verbos aunque algunos irregulares no los terminas de pillar por más que los corregimos cuando te escuchamos. También tuviste un pequeño lío con yo-tú y mío-tuyo, pero ya lo tienes controladísimo.

Para alegría de las abuelas, ya puedes mantener una conversación coherente y entendible incluso por teléfono. Sabes decir qué te gusta y qué no, los colores, contar hasta diez, tu nombre y apellidos, qué quieres y poquito a poco empiezas a decir cómo te sientes. En relación a esto último, me sorprende tu capacidad para ponerte en la piel del otro. Si ves a alguien triste lo dices y le abrazas, si se ha hecho daño le das besitos, si ves que castigan a tu prima -por ejemplo- saltas a defenderla porque "ella no quiere eso".

Tu juego preferido es "mamás". Acunas a tus muñecos, los bañas, arropas, les das tetita y hasta medicinas. Me encanta el mimo que le pones a pesar de tu carácter fuerte y explosivo.

Te gusta Mickey Mouse, aunque prefieres a Daisy y también eres fan de Popeye, los Pitufos o Piolín. Te apasiona cantar -entonas muy bien-, hacer música y bailar. Me avergüenza reconocerlo, pero a tus dos años ya tienes más cultura musical que yo y reconoces canciones y grupos por su nombre.

Sigues con lo que por ahí llaman "mamitis", aunque cada vez tiras más a papá. Por un lado me encanta que sea así, pero, por otro, me da pena que ya no me necesites tanto como antes. :_(



También te puede interesar

10 comentarios

  1. Muchas felicidades a ambas. Por aquí está parecida, perdió peso antes de los 18m.y luego se recuperó. Salta, baila... Los dientes sin pasta y con ayuda para hacerlo bien bien, y etc etc.
    Ya no son bebés...Ahora ya sin niñas!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquí la pasta nos ha durado poco, ahora ya no le gusta el sabor XD y la ayuda... no le vendría mal un poco para dejar los dientes perfectos, pero nada, que no hay manera de que la acepte!
      Un besote

      Eliminar
  2. Ains, tiene que ser una ricura de niña!! En la motricidad y temas de comer dormir mi ciruelilla va muy a la par pero en el lenguaje me has dejado impresionada!!! Ciruelilla habla bastante pero no tanto ni tan bien!! Pero bueno, poco a poco. 😉 besos familia!!! Miss L es una campeona!!! Que rica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene cada punto! Habla mucho, frases largas y claras, pero hay veces que coge carrerilla y no hay quien la entienda. Se inventa la mitad XD.
      Por ciruelilla no te preocupes, que el día que se suelte no habrá forma de callarla!! jejeje
      Besotes

      Eliminar
  3. Qué maja Miss L!! Se lleva un día con la emperatriz y está mucho más espabilada que ella en el tema de hablar! Cuando dicen que cada peque es un mundo..tienen razón!! Nosotras también seguimos con LM y el dormir cada vez lo lleva mejor (últimamente hace 9 horas del tirón), la siesta la hace de dos horas aprox y comer usa la cuchara pero el tenedor aún se lía. Lo de los dientes también lo hace ella sola y vamoa a empezar con pasta de dientes también! Qué ilusión leer los avances de las peques!! Besitos y felicidades a las dos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si al final son todos poco más o menos de la misma fecha! La verdad es que si, si te fijas en tu hijo parece que no, pero si hablas con otras mamás no tiene nada que ver el desarrollo de unos con el de otros. Aquí después del entusiasmo inicial ya pasa de la pasta de dientes y las 9 horas seguidas ya querría verlas yo XD Muchas gracias y felicidades a vosotras también!! Un beso

      Eliminar
  4. Que bonito post! Se nota que tu bebé va muy bien en motricidad y habla, genial. Lo del peso, ya recuperará.
    El mío también hizo dos años hace un mes y va más o menos igual. Lo de él es jugar a coches y carreras...y rayo mc queen es su idolo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fíjate que en casa tenemos un poco de todo porque a mi no me gusta eso de "juguetes de niños" y "juguetes de niñas", pero aún así no se yo si será algo que va en los genes porque Miss L se derrite con las muñecas -"bebés" que dice ella- y pasa bastante de los coches! Felicidades con retraso a tu peque!

      Eliminar
  5. Cuantas cosas!! Que bien!! Mi peque también perdió algo de peso una época (pero en parte es porque virus que pasaba por el pueblo lo pillaba y cuando estaba malito a penas comía.) Pero además siempre se ha movido tanto... que lo poco que comía lo quemaba. Y por lo del pañal, sin prisas. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo que veo todos acaban perdiendo peso antes o después! Nosotras lo del pañal lo hemos dejado un poco de lado, seguimos con el primer pis de la mañana en el orinal y ya. besos!

      Eliminar