Sujetadores de embarazo y lactancia, ¿Cómo elegirlos?

16.1.15 / 14 comentarios

El pecho es una de las partes del cuerpo de la embarazada que, junto con la barriga, experimenta mayores cambios por lo que más pronto que tarde te verás en la tesitura de tener que comprar sujetadores nuevos. Parece una tontería porque seguro que has comprado cientos de sujetadores en tu vida, pero llegados a este punto qué harías, ¿comprarías un sujetador normal, te decidirías por un sujetador de embarazo o por uno de lactancia? ¿y de qué talla? Esta fue una de las muchas dudas que me apareció durante el embarazo y que después de 18 meses de lactancia creo que he podido medio solucionar.

sujetador-embarazo-lactancia

Durante el embarazo los pechos crecen y están mucho más sensibles. Puede darse el caso de que crezcan de golpe en el primer trimestre y no notes ninguna otra variación de tamaño hasta el final del embarazo o que lo hagan poquito a poco durante los nueve meses. Lo que es casi seguro es que notarás que los sujetadores te oprimen y los aros se te clavan porque el pecho parece que se hubiese expandido.

En las tiendas te dirán que compres una talla más de copa, pero yo no lo recomiendo porque te resultará molesto llevar el pecho sin sujección y quizás no consigas llenarlo hasta la famosa "subida (o bajada) de la leche". También te dirán que compres un sujetador de lactancia, pero cuando realmente quieras usarlo para su función tampoco te servirá. Lo que si puedes comprar es una talla más de contorno de modo que puedas abrocharlo en los corchetes más internos e ir ampliándolo a medida que tu figura se ensanche. 

En mi caso, y después de probarme un montón de sujetadores de embarazo y de lactancia de diferentes marcas, los que más me gustaron fueron los maternales de mothercare. Si bien los sujetadores de esa marca nunca me han gustado porque tenía la sensación de que no me sujetaban bien, durante el embarazo fueron los que me resultaron más cómodos ya que están preparados para irse adaptando al pecho a medida que aumenta de tamaño y acaban cediendo un poquito. Además, si tienes la suerte de pillarlos en promoción te saldrán muy bien de precio.

Para la salida del hospital no compré ningún sujetador porque no me atreví a adivinar con qué talla me quedaría, aunque podría haberlo intentado ya que los primeros días no estaba de humor ni tenía tiempo material para ir de compras y los sujetadores maternales me resultaron incomodísimos. Mi talla habitual era una 95B y tras la subida de la leche llegue a la 100C teniendo en cuenta que además de para la hinchazón propia del inicio de la lactancia hay que dejar espacio para los discos absorbentes. El pecho pesa mucho más y está sensible y puede que dolorido con grietas o perlas de leche -en mi caso además tenía una mastitis que me llevó por la calle de la amargura durante tres meses que se me hicieron eternos y complicó sobremanera los inicios de la lactancia- y necesita mucha sujeción. Sin embargo, los aros no están recomendados ya que pueden obstruir algún conducto. 

Después de dar a luz lo que hay que tener en cuenta es justo lo contrario que en el embarazo: que lo habitual es perder contorno, no ganarlo. De este modo, compra un sujetador que puedas abrochar en la parte más externa para que lo puedas ir ajustando a medida que pierdes peso tras el parto. En cuanto a la copa, lo habitual es que aumente con la subida de la leche, se estabilice una temporada y después se vaya perdiendo volumen hasta llegar a la normalidad.

En 18 meses me ha dado tiempo de probar muchos sujetadores de lactancia de marcas diferentes y he llegado a la conclusión de que no me gusta ninguno. Que son feos es un hecho -parece que ahora algunas marcas se empiezan a poner las pilas-, pero es que además no hacen una forma bonita ni sujetan bien. Quizás los primeros meses me importase poco, pero año y medio después me apetece verme bien con un sujetador cómodo y práctico.

Hablando de comodidad y practicidad. El que haya diseñado los sujetadores de lactancia con copa preformada o con relleno que se dedique a otra cosa, por favor. Ya está bastante hinchado el pecho como para ir añadiendo historias y el foam... Cuando te bajas la copa para amamantar se queda tiesa incordiando, levantando la camiseta y amenazando con "sacarle un ojo" a tu bebé. Vamos, lo más incómodo del mundo. Solo digo que compré uno de este tipo que acabé usando cuatro veces contadas desabrochándolo por detrás y levantándolo totalmente por no bajar la copa.

También merecen mención especial los que parecen sujetadores deportivos. Para estar en casa o dormir están muy bien, pero olvídate de ponerte cualquier tipo de camiseta que no sea de cuello caja en verano porque sobresaldrán un par de dedos por encima de cualquier escote.

De todos los que he probado el que más me ha gustado, con diferencia, es uno de una marca que solo se dedica a comercializar sujetadores y camisetas para mamás. Había leído muchas opiniones positivas de la marca y como los míos estaban ya hechos una pena me animé a probarlos y le pedí un par a los Reyes Magos. Tienen un diseño básico, un tacto muy agradable y son los que mayor ajuste y sujeción me han ofrecido y ¡eso que no eran de mi talla!

La sorpresa me la llevé cuando fui a cambiarlos por una talla menor y me enteré de que, aunque uno de sus puntos fuertes era la gran variedad de tallas, han decidido prescindir de la copa A. Si, la copa A, porque de la 100C y después de 18 meses de lactancia me he quedado con una 90A. No se si será lo habitual y si una vez finalizada la lactancia el pecho volverá a acumular grasa y se llenará de nuevo, pero por ahora es lo que hay y resulta que es un problema. ¿por qué? Porque no he encontrado ni una sola marca que fabrique a día de hoy sujetadores de lactancia de la copa A (ya no digo, bonitos, cómodos y prácticos, ni me meto en el precio). Parece ser que los señores diseñadores y fabricantes han pensado que las mujeres con copa A al embarazarse y amamantar si o si pasarán como poco a una copa B, pero ¿qué pasa con las lactancias que siguiendo la recomendación de la OMS van más allá de los dos o tres primeros meses?

Mi duda ahora es si comprar un sujetador de lactancia de la copa B por la comodidad de poder bajar la copa aunque no sujete bien porque es grande o comprar uno normal de mi talla que además de ser más económico y estético me sujetará bien el pecho y le dará una forma bonita aunque tenga que desabrocharlo completamente cada vez que amamante. Es verdad que Miss L cada vez pide menos "teta" fuera de casa, pero cuando lo hace llama mucho más la atención porque viene correteando y lo pide con palabras, así que no se qué hacer.

¿Alguna madre lactante en la sala? ¿Sugerencias? ¿Tú qué harías? ¿Conoces alguna marca que tenga buenos sujetadores de lactancia en tallas pequeñas? Si eres una marca de lencería con sujetadores de lactancia y puedes ofrecerme una solución Miss L y yo te estaremos eternamente agradecidas ;)

También te puede interesar

14 comentarios

  1. ODIO LOS SUJETADORES DE LACTANCIA.
    tengo pocos, y todos los odio! en mi caso, que tengo poco pecho, imposible encontrar uno de mi talla, todos grandes. A mi me encanta los que tienen un poco de forma, sin relleno, no los que son de tela con justo la costura en el pezón (ole los que los hacen, no pueden poner la costura en otro lado para que no roce????) Yo miré en varios sitios y de mi talla que incluso en la lactancia era pequeña, no hacen!!! y no voy a ir con tela de sobra en el sujetador, lo que me hacía falta para ir hermosa del todo ¬¬
    Así que si encuentras una marca decente que haga sujetadores de todas las tallas, por favor ha´zmelo saber!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pues en esas estoy. Que los que tengo pensaba que estaban dados de sí y estoy usando algunos normales, pero son un rollo para dar el pecho porque te los tienes que abrir... Bravado es genial, la mejor que he probado y todo el mundo habla genial de ella, pero solo para tallas grandes. Fijate que yo nunca había tenido problema de talla, si acaso de la sujección en las grandes, y en el fondo me resulta gracioso que después de dar a luz me esté quejando de que no hay tallas pequeñas XD

      Eliminar
  2. Yo me he pasado a los deportivos, total ahora en invierno no hay escotes...
    La verdad es que a mi edad todavía tengo un buen lío mental con las tallas. La copa qué es, la profundidad? Y el número sería el tamaño del aro? Lo sé, lo sé, a estas alturas no saber esto..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. por lo que leo también en twitter, me da que va a ser una opción la de los deportivos aunque sean para casa que al final es dónde más mama la peque. Aunque tengo en mente los que usaba cuando hacía deportes con impacto y eran tan rígidos que no me lo imagino. Claro que en este caso con una sujección 1 me valdría y no necesito la 3 de entonces :) Si, el número es el contorno y la letra equivale a la profundidad de la copa. No eres la única, eh? que hay estadísticas que dicen que un % altísimo de la población no lleva la talla de sujetador que realmente necesita!
      un besote

      Eliminar
  3. Jaja es un infierno! H&M HORRIBLES! MOTHERCARE tampoco me gustaron, me gaste un pastizal en uno de Intima Cherry y aunq era el mas comodo de todos tampoco estaba comoda al 100%
    Al final acabe utilizando los normales y desabrochandolos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo que veo estamos todas igual!! pues con la demanda que hay de este tipo de prendas no se por qué no se ponen las pilas!! Los de Intima Cherry también los he usado yo y son bastante cómodos también comparados con el resto...

      Eliminar
  4. Estoy de 35+5 y ya llevo suje de lactancia porque es el único que no me hace daño. ¿Talla? 105D, hija. Como con la subida de la leche aumente, pareceré la Bombi xDDD

    Besos

    Eva

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja, hombre seguramente aumente un pelín, pero ya te digo yo que luego vuelve a la normalidad... De todos modos, tendrás "suerte" porque de esa talla encuentras sujetadores de lactancia en todos los modelos!! y los de maternidad no te iban bien? igual estabas incómoda porque sujetan algo menos, pero tengo la sensación de que son más cómodos (o yo los recuerdo así)
      Un besote y a por la recta final, que no te queda nada!!!

      Eliminar
  5. Yo los que tengo son de Hunkemoller y aunque no sean muy bonitos son muy cómodos. Además llevaba tiempo comprando de esa marca y no me ha decepcionado nada. La recomiendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. mira que he pasado veces por delante y no he entrado nunca, no sabía que tenían sujetadores de lactancia!!! Tenía la sensación de que eran todo tallas grandes (y eso que yo tampoco andaba mal antes del embarazo). Pues echaré un ojo! gracias :)

      Eliminar
  6. Yo tengo 3 feos en negro, blanco y color visón. Sin aros, sin rellenos y cómodos, pero que me hacen un corte feísimo en medio del pecho, de forma que se me sale media teta por encima del sujetador, y claro, con la ropa quedan mal. Me costaron 15 euros, en Privaría, de la marca Gemma, y ya no cambiaré de modelo porque no quiero gastar más dinero. A mí no me creció nada el pecho ni durante el embarazo, ni con la subida de la leche ni nada. Tengo una 100C y ahí sigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué suerte!!! Yo no gano para sujetadores con tanto cambio de talla!! Osea que también descartamos Gemma por hacer forma fea y llevar el corte en medio... Vaya plan!

      Eliminar
  7. Vaya rollo de sujetadores de lactancia.. yo al igual que tu tenia una 95b ahora tengo una 100c para mi es un horror... quiero que vuelvan mis pequeñitas...
    Respecto a los sujetadores también he probado varias marcas y ninguno me sujeta.. cuando quiero ir "mona" uso uno normal aunque vaya incomodísima..
    Espero que algún día una mamá diseñadora haga unos bien chulos..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, aunque cuando quieran salir al mercado igual a nosotras ya no nos sirven de mucho, jejeje.
      Un beso

      Eliminar