¿Rabietas?

11.11.14 / 7 comentarios

El otro día, según me informaba y escribía la entrada sobre la "etapa del no" en la infancia, acabé con la sensación de que estaba hablando de rabietas. Muchas veces el bebé dice que "no" sin más, pero muchas otras si que puede ser el inicio de un conflicto, así que supongo que podría considerarse que el "no" es la fase previa a la rabieta en sí y, por tanto, los consejos para los "noes" de los peques son los mismos que deberíamos usar para atajar las rabietas. ¿no?


rabietas-infantiles

Efectivamente, en todas las fuentes que he consultado hablan de la relación entre la etapa del no y de las rabietas. Claro, podría parecernos raro ya que el otro día decía que la etapa del no se da entre los 15 y los 30 meses y cuando escuchamos la palabra "rabietas" automáticamente pensamos en "los terribles dos años". Sin embargo, los expertos dicen que las rabietas comienzan en torno a los 12 o 15 meses y empeoran hacia los 2 años -cuando el vocabulario aún es escaso pero ya hay plena consciencia del "yo"-, momento en el que paulatinamente bajan de intensidad hasta los 4 cuando prácticamente desaparecen y no vuelven más. También pueden tener más intensidad cuando el niño está enfermo, hambriento o cansado.

Pero, ¿por qué ocurren las rabietas? ¿qué podemos hacer frente a una? Uno de los artículos que me ha gustado por la sencillez de la explicación ha sido el titulado "Quiéreme cuando menos me lo merezca, porque será cuando más lo necesite" de la web Crianza Natural. (Edito: El artículo al que me refiero está escrito por la psicóloga Rosa Jové)

En resumen nos cuenta que la especie humana nace desvalida y por supervivencia la naturaleza hace que exista un apego entre el recién nacido y su madre/cuidador principal. Cuándo el bebé ya es suficientemente autónomo empieza a darse cuenta de que él no es su madre y comienza una etapa de desapego que a largo plazo hará que se separe de ella y cree su propia familia. No tiene claro qué o quién es, pero si sabe lo que no es: no es su madre. No tiene herramientas para hacérselo saber salvo una palabra "no" que empieza a utilizar sistemáticamente. Este hecho descoloca sobremanera a su madre que muchas veces reacciona de "malos modos" haciendo que el pequeño entre en conflicto entre lo que el cuerpo le pide -el comienzo del desapego- y su mente al sentirse incomprendido y/o rechazado por su madre.

Además, nos da cinco pautas:
  1. Entender que es algo natural y no un capricho de nuestro hijo por llevarnos la contraria
  2. Permitirle hacer lo que quiera desde el respecto y el sentido común
  3. Evitar tentaciones que puedan servir de detonante
  4. lo más importante, no juzgar a nuestro hijo.
  5. y recordar que se pasa con el tiempo
Me gusta mucho como explica el punto 4 porque es algo que todos sabemos, pero que en el momento de la verdad se nos olvida y más con un niño en pleno berrinche.

Otro post que merece la pena leer es "El poder del abrazo" de Mimos y Teta 

Por aquí alguna rabieta hemos tenido ya y miedo me da acercarnos a los dos años. Ya os contaré como vamos sobreviviendo cuándo las tengamos en su esplendor, por ahora os dejo el título de un libro que he visto recomendado en varios blogs y que me gustaría leer: "Ni Rabietas, Ni Conflictos" de Rosa Jové.

¿Alguno habéis leído el libro? ¿Qué os ha parecido? ¿Merece la pena? ¿Os dan miedo que lleguen las rabietas a vuestras vidas? ¿Ya las habéis pasado y habéis sobrevivido? No olvidéis comentar este post ;)


También te puede interesar

7 comentarios

  1. Yo ya pasé por esa etapa con la mayor y tiemblo al pensar en pasarla de nuevo con el pequeño. Como no habla seguro que tendremos problemas para entenderlos y la frustración aumentará las rabietas. En fin, paciencia, es lo que toca y al fin y al cabo esta etapa viene y se va :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aqui llevamos un tiempo con llanto explosivo y sin aparente sentido que imagino que podría llamar rabieta. No quiero ni pensar que será de nosotros si realmente empeora con el carácter y las ideas claras que tiene la peque. paciencia...

      Eliminar
  2. ¡Ay no! No me digas que empiezan en trono al año,porque aquí ya tenemos bastante con el continuo no-no-no de mi bichilla como para que eso desemboque en una rabieta hecha y derecha. Sé que se pasa con el tiempo, pero conociéndome a mí y al papá de mi criatura yo creo que puede ser una racha de lo peorcito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo me quedo mas tranuquila poruqe Miss L se enrabieta desde hace tiempo y me parecia pronto. Al final una vez metido en faena te sorprendes!un beso y paciencia

      Eliminar
  3. Ese libro lo tengo pendiente :):)

    Andamos a la par. Yo, de momento, la doy lo que pide intentando que sea cuando está calmada. Y el 'no' normalmente lo respeto, aunque no siempre (por ejemplo, cuando se niega a darme la mano para cruzar un paso de peatones).

    A ver qué tal se nos va dando :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya me contarás qué te parece si te lo lees. Yo creo que voy a apuntarlo en mi carta a los Reyes Magos :)
      Un besote

      Eliminar
  4. vaya tan pronto empiezan!! Cachorro de momento ninguna, aunque ya empieza a mostrar su carácter cuando quiere algo que no puede, como puede ser comer papel albal jaja. Me apunto tus consejos por si las moscas :)

    ResponderEliminar