No sin mi teta

12.3.14 / 1 comentario

Hablando ayer con Marisa de Madres Estresadas en un evento (del que ya os hablaré otro día) me enteré de algo que me heló la sangre. Resulta que Paris, mamá bloguera como muchas de nosotras está sufriendo un cancer de mamá. Por si no fuese suficiente con eso, los legisladores se lo ponen aún más complicado y, gracias a nuestros "queridos" recortes, tras la amputación no habrá reconstrucción mamaria, habrá una larga lista de espera (uno, dos, cinco años...) hasta que llegue ese momento.

#nosinmiteta


No creo que sea justo, ni para ella ni para nadie. Pasar por un cancer es duro, todos conocemos a alguien cercano que ha tenido que pasar por ello y sabemos que lo que se necesita es ganas de superarlo y de luchar para poder conseguirlo. Pero, ¿qué ganas puedes tener si cada día que te miras en el espejo te odias y te das asco? Si la enfermedad no te mata, como dice la propia Paris, lo hará la pena.

¿Tan difícil es hacer la reconstrucción en la misma operación que la mastectomía? En algunos lugares se está haciendo, hay muchos estudios indicando los beneficios de ésta práctica y, seguramente, sea más barato hacer las dos operaciones juntas que en dos ocasiones distintas (dos equipos médicos, dos quirófanos, dos anestesias...). Entonces, ¿Por qué no se está haciendo? ¿Sólo si tienes dinero para pagárte tu la operación en algún hospital privado tienes derecho a VIVIR? y lo pongo con mayúsculas porque lo que te queda después de unas cicatrices que te recuerdan día a día a tu enfermedad no es vida.

Paris, por ti, por todas, porque podríamos ser cualquiera de nosotras  #NOSINMITETA.

También te puede interesar

1 comentario

  1. Muchísimas gracias por tu aportación a la causa de #nosinmiteta, cada día somos más y está claro que la unión hace la fuerza.
    Lo has explicado genial, solo espero que lo que estamos logrando sirva para algo...y que no se quede en tinta.

    un fuertísimo abrazo;)

    ResponderEliminar