Lo que deberías saber de la Maniobra de Kristeller

27.5.13 / 4 comentarios

Todas hemos oído historias de familiares, amigas y conocidas a las que les han realizado ésta maniobra aunque probablemente ninguna de ellas supiera que se llamaba así (también se conoce como "presión en fondo de útero"). Muchas te lo cuentan como que el doctor o enfermera que eran "muy majos" se subieron sobre su tripa o les empujaron la barriga hacia abajo con el codo para ayudar a su bebé a salir.

A mi cuando me cuentan éstas cosas se me ponen los pelos de punta e, investigando un poco, resulta que es un maniobra desaconsejada y de gran riesgo. Os cuento:

maniobra de kristeller


La OMS, el Ministerio de Sanidad y la SEGO (en sus recomendaciones de 2007), indican que la maniobra de Kristeller está contraindicada para facilitar el descenso del feto. Esta maniobra puede causar a la madre traumatismos que van desde hematomas y dolor en las inserciones musculares y fractura de costillas hasta rotura del útero e inversión uterina, que pueden provocar a su vez hemorragias graves y, en casos extremos, conducir a la extirpación del útero. Puede resultar dolorosa y, en ocasiones, dejar a la mujer con la sensación de falta de aire. En cuanto al bebé, también puede producirle traumatismos y lesiones como las del plexo braquial. Sin embargo, se está realizando en aproximadamente la cuarta parte de los partos vaginales ocurridos en hospitales españoles.


stop kristeller

Normalmente, se realiza para acabar antes con el parto en vez de respetar los tiempos de la mujer pero no por razones de verdadera emergencia. Si éste fuera el caso, existen multitud de alternativas más eficaces y exentas de tantos riesgos.

Como cualquier intervención médica requiere la información y el consentimiento previo del paciente (ya vamos mal si llamamos paciente a la parturienta, pero bueno....). Para recabar este consentimiento los profesionales sanitarios están obligados a informar, como mínimo, de las indicaciones, efectos adversos y alternativas existentes. La mamá puede negarse a que se le practique y, legalmente, «no dará lugar al alta forzosa cuando existan tratamientos alternativos».



Fuente: El parto es nuestro



También te puede interesar

4 comentarios

  1. Nunca dejo de aprender con tus publicacioens, gracias! Bsss

    ResponderEliminar
  2. Creo recordar que a mi madre se la practicaron cuando yo iba a nacer.... Ella me había contado que una matrona se puso casi encima a empujarle de la barriga hacia abajo... que peligro, mi pobre mami

    ResponderEliminar
  3. Hace tres años una amiga nos contaba que le habían hecho algo así. ¡Qué horror!

    ResponderEliminar
  4. A mi me hicieron eso y fue hace solo 5 meses. No tenía no idea de los riesgos que conllevaba y tampoco me dijeron nada. También es cierto que había riesgo con el bebé, pues con las contracciones le bajaba mucho el ritmo cardiaco. Todo fue muy bien y rápido, un par de pujos y mi niño ya estaba fuera.

    ResponderEliminar